viernes, 29 de mayo de 2020

Fase 2: Beige



Acompaño el mal dormir con un par de capítulos de "Con el agua al cuello". La última entrega de Brunetti. Nada ha cambiado aunque Donna Leon escriba desde la exacta Suiza. Abandonó Venecia harta de las hordas de turistas. En medio de una ola de calor sofocante, Brunetti investiga un accidente de moto, privatizaciones en el abastecimiento del agua, corrupción... Nada a lo que los telediarios no nos tengan acostumbrados.








Fase 2... La calle bulle de actividad. El virus ha revuelto y desmontado el hormiguero humano lanzándonos a la calle en busca de normalidad. Sigo cosiendo, construyendo bloques. He cambiado las abrigadas plumas por vestidos de tirantes. Mi favorito es uno beige. Un tono ideal para  verano. Antiguo, fresco y relajante. 







Tengo un buen fondo de armario de telas en tono beige. Compré una estupenda gama aprovechando unas rebajas de Hancocks of Paduca. Un paraiso online para soñar y abastecerse a buen precio. 









Buen fin de semana y como siempre, FELIZ COSTURA.



11 comentarios:

  1. Tus bloques y telas maravillosos!!
    ¿cómo quieres dormirte con esas lecturas?

    ResponderEliminar
  2. El color beis es como un imprescindible en nuestro fondo de armario verdad? Estos bloques son lo mas!!! Bonitos delicados, el último ese rosetón (no se si se puede denominar así) pero me recuerda a los rosetones de las vidrieras de las catedrales. Que bonito lo hacer todo. Besoss

    ResponderEliminar
  3. Cada bloque es mas bonito que el anterior, lo cual parece imposible! las telas son preciosas y la compra online de ellas una perdición...
    Un beso enorme y esperemos que el hormiguero humano no salga todo a la vez...

    ResponderEliminar
  4. Uno de los colores mas delicados. El Beis era la tonalidad favorita de Elsie de Wolfe. La gran diseñadora de interiores de la decada de 1920. El eterno compañero.

    Tus trabajos son perfectos. Todo un placer pasear por tu blog y tus entradas muy interesantes.

    Muchos besitos.

    Olga

    ResponderEliminar
  5. Ohhhh que pena me va a dar cuando se acabe la serie de bloques de este magnifico Quilt. Beige, un color que utilizo mucho para la decoración y el patch, pero a mi tono de piel no le gusta. así que poco se puede ver en mi armario ese color. Todos los bloques me gustan por algo, pero el primero es uno de mis preferidos de todos los que nos han enseñado. Un beso

    ResponderEliminar
  6. Qué maravilla de bloques, Esther, no pueden ser más delicados y perfectos, un gusto para la vista! Ese quilt va a ser una maravilla. Las tentaciones de tela online son difíciles de sobrellevar, jajaj.
    Un beso enorme

    ResponderEliminar
  7. Si alguna noche te aburres muchísimo, nos podrías dar un tutorial sobre aplicación. Qué materiales usas, cómo te las apañas para hacerlas tan perfectas . Jeje. Yo sé que no me va a quedar igual ni un millón de años, pero con mejorar un poquito mis trabajos lo iban a notar muuucho.
    A mi me pasa con el beige como Hierba: Mi tono de piel no lo admite de ninguna manera. En mi armario no hay nada de ese color. Sin embargo en mi cajón de telas abunda . Me encanta el color de lo antiguo. Besicos.

    ResponderEliminar
  8. Un color muy elegante y fino y que combina con todas (o casi todas)las telas. Ver tus aplicaciones es un gusto para la vista y las telas como siempre, espectaculares!!!.
    Besitos fuertes preciosa.

    ResponderEliminar
  9. Ese rosetón es la delicadeza hecha con telas... y con perfección.
    Me encanta!
    Feliz fin de semana, un beso.

    ResponderEliminar
  10. Color elegante por excelencia y gran aliado para combinar con otros colores.
    Una maravilla para la vista Esther,espectacular.
    Por cierto yo vivo a dos calles del Palau Güell ;)
    Feliz semana y a seguir cosiendo
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Esa estrella de 10 puntas con corazones me ha encantado, al igual que las telas en tonos beige que tienen un nos equé....... que las hace ideales. Sigue creando maravillas para poder deleitarnos con ellas y BESICOS.

    ResponderEliminar