#Label1 { font-family: Gruppo; font-size:12px; }

jueves, 29 de junio de 2017

École Primaire Orchideé

No hay lugares para pasear en Puerto Príncipe porque ése, no es un concepto afín a la idiosincrasia haitiana. Los tap-tap circulan atestados de pasajeros y el que tiene coche, prefiere soportar los infernales atascos a dar un sólo paso. Los fines de semana, nos alejamos de la capital buscando árboles, senderos y sombra.


Arriba en las montañas, encontramos una zona tranquila, unos cuantos grados por debajo de los habituales 40º. Entre los árboles un pequeño edificio rozando el abandono.



Hice unas fotos a través de los barrotes de la pequeña ventana sin cristal. La fecha en la pizarra indicaba que el día anterior había habido clase. 





Volvimos a casa en silencio. No había nada que decir. Por la tarde, fotografié la siguiente tanda de bloques Civil y organicé las fotos que acompañan este post.








Olvidaba esta foto. Un dibujo a tiza hecho por Carlie en la puerta de la escuela.




7 comentarios:

  1. Que bloques mas bonitos!!! Esa combinacion de telas me parece preciosa y super atrevida!! Besos

    ResponderEliminar
  2. Tienes tanta razón! Viviendo a este lado del mundo, cómodamente instalados en nuestras rutinas, olvidamos que somos muy afortunados... Los instantes que captas con tus fotografías me lo recuerdan.
    Pero como ahora hablamos de Patchwork,te envío mis felicitaciónes por tu trabajo.
    Admiro tu elegancia al coordinar los colores.
    Hoy voto por los impares,15,17 y 19,pero sin desmerecer en nada a los otros.. eh!!!
    Los haces perfectos!!
    Todo cosido a máquina???
    Gracias por compartir estas maravillas de bloques y esos momentos de tu vida.
    Por cierto,precioso paisaje,no sabía que ese país tuviera estas montañas.
    Muchos besos!!!

    ResponderEliminar
  3. Esther, me dejas sin palabras!!!
    Creo que te vas a traer un master importante.
    Los bloques me han encantadp, tanto en la combinación de las telas como en su realización.
    Muy bien conseguidos los fussy cut del 19 y 20
    Sigue aprendiendo de la vida y de patchwork que estaremos encantadas de aprender de lo uno y de lo otro.
    Besitos

    ResponderEliminar
  4. Que pena que sólo podamos ver la vida a través de los barrotes, a veces visibles y a veces invisibles. En este lado del charco millones de personas y de culturas diferentes viven a nuestro lado, pero no forman parte de nosotr@s. ¿ son ell@s o nosot@s?
    El dibujo desconcertante, ¿es Jesucristo en la cruz? Y los lanceros? Y ¿el diablo, con esos cuernitos? O son imaginaciones mias?
    Me gusta ese ojo que tienes para el detalle, se nota en tus bloaues, de ellos no digo nada, hablan por si solos.
    Feliz Viernes. Un beso

    ResponderEliminar
  5. Esther,
    Que fotos tan reveladoras, como nos haces recordar lo afortunados que somos y todo lo que tenemos y damos por hecho. Gracias.
    Los bloques me encantan un civil war alegre y un poco "haitiano" con fussy cut de flores y colores vibrantes. Un recuerdo para conservar.
    besos

    ResponderEliminar
  6. Qué fotos y qué historia , Esther, desde luego es para quedarse muda y meditar largamente sobre las injustas diferencias sociales de este mundo nuestro. Gracias por compartir esos momentos con nosotras.
    Los bloques, impresionantes, sigo quedando admirada de esa mezcla de telas tan atrevida y a la vez tan perfecta que estás haciendo, me encantan.
    Un beso grande

    ResponderEliminar
  7. Me pongo en situación y me siento muy afortunada del equipamiento de nuestros centros educativos.
    Bueno, bueno ese Civil War que ya está en fase de montaje es una maravilla!! Pasaría el examen de la quilter más exigente: las uniones están perfectas!
    Muchísimos besos

    ResponderEliminar