#Label1 { font-family: Gruppo; font-size:12px; }

lunes, 16 de febrero de 2015

¿Quién Dijo que Fuera Fácil?

¿Quién dijo que el acolchado libre fuera fácil? Intento hacerlo siguiendo las explicaciones de Patricia la profe, pero al cabo de un rato, me sorprendo pensando en otra cosa y perdiendo el control.


Me dice “hay que tener claro el camino a seguir” y mentalmente sonrío porque a ver… no nos engañemos… no es tan fácil saber adónde nos dirigimos. Estamos a merced de fuerzas externas, de los virus de la gripe, de las hormonas, de los dictados de la moda, del ministro de Hacienda, del jefe… no sé… somos como barquitos de papel en el mar de la Vida.

Total que, con semejantes filosoferías interfiriendo en el sube-baja de la aguja, me doy cuenta de que voy perdida otra vez. Paro, descanso y vuelvo a empezar.




Después de estos primeros pasos, y con total atrevimiento, me he lanzado a acolchar un delantal para Mary (nuestro ángel de la guarda). La tela de gallinas la había reservado para enmarcarla y colgarla en la cocina pero sé que a ella le gustará. 










Para el cuadro, finalmente usé una tela de KOKKA que le da un toque Pop-Art a la cocina. No es un Warhol pero mola.







En fin, que a pesar de todo, me gusta como ha quedado. Lo acolché esa tarde en clase. La máquina de coser anadeaba a toda pastilla entre las gallinas coloradas. Patricia me aconseja más movimiento y velocidad de manos para mejorar los pespuntes. Sonrío... Ah… Patricia! me resulta más fácil volar soñando que controlar mis manos.



6 comentarios:

  1. Esther,una vez más,mil gracias por todo.Lo mejor que nos ha pasado en mucho tiempo,ha sido haberos conocido.Un besito para los dos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De naaadaaaa, como siempre un placer y hasta pronto!

      Eliminar
  2. Y te sentías perdida, ¡qué va a ser cuando te encuentres!. Ha quedado precioso y eso que no soy Mary....Una vez mas me quito el sombrero, eres una artista y es una fortuna poder contar contigo para estas y otras cuestiones. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mantengo como zanahoria que tira de mi, el buen hacer de Patricia Mary Rapson: encanto personal, buena profe y mejor quilter. Yo también me siento afortunadííííííísima de tenerte como amiga!!! Mil abrazos

      Eliminar
  3. Ánimo con el acolchado, hay que practicar muchísimo pero tú ya le vas cogiendo el truco :) Seguro que a Mary le encanta el delantal. El cuadro te ha quedado muy chulo con las telas que has escogido, me encanta la idea. Te he visto en los viernes de patch en casa. Besos!

    ResponderEliminar
  4. Gracias Bárbara, es un poco frustrante al principio pero estamos en ello... Me parece genial poder compartir con tu madre el "mundo patch". Feliz vuelta del frío danés. Alicante es otra historia (qué envidia de invierno). Nos vemos en estos universos. Un abrazo!

    ResponderEliminar